Backstage to the Future: Caribbean ofreció a 24 jóvenes productores y técnicos de conciertos en vivo de la región Caribe un entrenamiento de primera clase en capacidades técnicas con entrenadores internacionales, así como la oportunidad de trabajar en el Green Moon Festival.

Backstage to the Future: Caribbean es nuestro programa de formación en habilidades técnicas (ingeniería de sonido, diseño y operación de iluminación y dirección de escena) y habilidades blandas (comunicación, artes comunitarias y networking) para futuros productores de eventos al aire libre y en vivo de San Andrés y Providencia (Colombia), Venezuela, Jamaica y Cuba. La intención es promover y fortalecer la relación con el Reino Unido al incentivar la transferencia del conocimiento y el aprendizaje entre estos países y la construcción de vínculos entre instituciones.

Objetivos del programa

  • Conectar los festivales locales para que puedan tener mejores oportunidades económicas y hacer más negocios.
  • Construir confianza y conectar las islas colombianas de San Andrés y Providencia con sus vecinos venezolanos, caribeños y el Reino Unido.
  • Generar empleos y nuevas oportunidades para hacer redes y negocios, así como fortalecer la infraestructura de formación de la isla, garantizando una educación relevante, de alta calidad y bien informada, según los estándares de las mejores prácticas internacionales y del Reino Unido.
  • Reconectar las islas de San Andrés y Providencia con el continente colombiano y el gran Caribe a través del respeto y la comprensión de su cultura.

  

Contexto

El British Council en Colombia desarrolló su primer programa piloto en el área de Cultural Skills en Colombia. Luego de obtener los resultados de la investigación sobre capacidades técnicas en el sector cultural, realizado por la firma consultora Lado B, se concluyó que existe una escasez importante de capacidades técnicas en Colombia, especialmente en la producción de eventos de música en vivo y artes escénicas, así como en la producción técnica en los sectores de las artes visuales y cine.

Las actividades relacionadas con la producción y circulación de música se llevan a cabo sin educación formal y, por lo tanto, tienden a tener estándares inferiores a los adecuados, principalmente en la producción de conciertos en vivo.

Esta evidencia, nos hizo priorizar el diseño de programas que respondan a las necesidades de Colombia relacionadas a estas deficiencias. Lo anterior, sumado a un creciente interés a nivel local en las industrias creativas y las actividades culturales, ofreció una oportunidad sin precedentes para el British Council junto a sus aliados locales de desarrollar programas de formación para las generaciones jóvenes en capacidades técnicas con el fin de fortalecer la capacidad del sector cultural. 

El Archipiélago de San Andrés, Providencia y Santa Catalina fue seleccionado como el primer lugar para desarrollar el primer programa piloto que estuvo enfocado en suplir la escasez en capacidades técnicas para eventos de música en vivo, tanto al aire libre como en espacios cerrados.

Resultados de aprendizaje

  • Mejoramiento de las habilidades y conocimientos: habilidades transversales y experiencia técnica.
  • Mayor confianza y mejor preparación para trabajar en el sector cultural.
  • Mejor comprensión y valoración de las políticas internacionales y del Reino Unido de formación en el sector cultural.
  • Desarrollo de nuevas alianzas, relaciones y colaboraciones que amplíen las redes culturales.
  • Incremento de la confianza y la asociación.

Objetivos a largo plazo

  • Mejorar las capacidades y resiliencia de individuos e instituciones dentro del sector cultural con la aplicación de nuevos conocimientos.
  • Crear nuevas alianzas (o mejorar las existentes) entre individuos, instituciones y colaboradores internacionales del sector cultural.

Metodología de Backstage to the Future: Caribbean

Nuestro programa empleó una metodología “centrada en el estudiante” para que la formación respondiera a las necesidades específicas de los participantes/estudiantes con el fin de que alcanzaran los resultados deseados.

Cada uno de los participantes identificó sus necesidades y sus propios objetivos de aprendizaje al comienzo del programa y nuestro equipo de tutores adaptó el programa para facilitar el aprendizaje hacia esos objetivos. A lo largo de diez días, los participantes recibieron las herramientas para apoyarse entre sí, confrontando su aprendizaje contra los objetivos que se plantearon y, si así lo eligieron, corregir y actualizar sus objetivos. La metodología del equipo de tutores fue ágil, y continuamente estuvo revisando el programa en función de una evaluación del participante y del programa en sí.

Los participantes tuvieron la oportunidad de profundizar su conocimiento, mejorar sus habilidades e incrementar su capacidad de trabajar dentro de su campo de especialidad: sonido, iluminación o dirección de escena. Sin embargo, a través de la interacción con colegas de otras disciplinas, también pudieron ampliar su comprensión de la interdependencia entre estas áreas.

La formación se hizo mediante talleres prácticos más que clases magistrales teóricas. Tanto como fue posible, la teoría se enseñó a través de la experiencia y la práctica contextualizadas. Trabamos en sobre una estructura construida para tal propósito que fue una réplica del escenario principal del Green Moon Festival. Además, tuvimos estaciones más pequeñas en las que pudimos trabajar con grupos más pequeños.

Mientras los participantes más experimentados trabajaron en el Green Moon Festival, los demás tuvieron tendrán la oportunidad de seguir a los técnicos y directores de escena del festival y contribuir con la producción del festival.

Habilidades blandas, artes comunitarias y networking

Las herramientas que brinda la práctica de las artes comunitarias son un recurso valioso para que los practicantes compartan sus habilidades y desarrollen la infraestructura social y cultural de un floreciente sector de la música en vivo en el Caribe. Algunas de estas habilidades fueron aplicadas y compartidas en el desarrollo de este programa. Los participantes aprendieron a desarrollar autoevaluaciones y a ponderar su aprendizaje usando video y otras herramientas. Adicionalmente aprendieron a ensamblar equipos y recibieron asistencia en la formación de redes, presenciales y en línea, para crear las mejores condiciones para un legado que perdure más allá de Backstage to the Future: Caribbean.

Enlaces externos